Si se nos pidiera una lista de los conceptos con los que el judaísmo se asocia normalmente, podríamos sugerir la observancia del Shabat, las leyes de Cashrut, la Tierra de Israel, la circuncisión, y una variedad de otros ideales y mitzvot específicas. Hay, sin embargo, un concepto que es común a muchos pueblos y culturas que ocupa un lugar central en el judaísmo: el crecimiento personal. El enfoque integral y único que tiene el judaísmo sobre el crecimiento personal se basa en un mandato divino de perfeccionar nuestro carácter. En este programa de estudios hay dos clases que exploran el enfoque judío sobre el crecimiento personal. Esta primera clase discute la importancia central del crecimiento personal en el judaísmo y explorar la naturaleza del “crecimiento personal” que la Torá llama a los seres humanos a alcanzar.


This page is also available in: Inglés